Pneumologie

Expertos en el estudio y el tratamiento de las enfermedades
respiratorias agudas y crónicas que afectan al aparato respiratorio.

Especialidad-Neumología-Clínica-Rotger-Grupo-Quirónsalud

Expertos en el estudio y el tratamiento de las enfermedades respiratorias agudas y crónicas que afectan al aparato respiratorio, tanto aquéllas más frecuentes como son el asma bronquial, la enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC), las infecciones bronquiales y pulmonares y el cáncer de pulmón, así como otras menos habituales, por ejemplo la fibrosis pulmonar, las bronquiectasias, el embolismo pulmonar y la hipertensión pulmonar.

Ubicación Planta 1

Horario Lunes a Viernes de 8:00 a 20:00

Buscador de profesionales médicos

  • Pletismógrafo
Pletismógrafo

Pletismógrafo

Tecnología avanzada para el diagnóstico y el seguimiento de las enfermedades neumológicas y respiratorias, la Clínica Rotger cuenta con un pletismógrafo, que sirve para evaluar los volúmenes pulmonares, un espirómetro para el estudio del sistema bronquial y un aparato para la determinación del óxido nítrico en el aire exhalado, el cual permite estimar el estado inflamatorio del aparato respiratorio. Se trata de herramientas muy útiles para el correcto diagnóstico, el seguimiento y el control del tratamiento de los pacientes que padecen asma bronquial.

La espirometría es una prueba indispensable para estudiar la dificultad respiratoria y permite diagnosticar precozmente la EPOC, una enfermedad directamente relacionada con el consumo de tabaco que, si se desconoce y no se trata, provoca dificultad respiratoria progresiva e insuficiencia respiratoria en los casos más avanzados. En este sentido, con un diagnóstico temprano se puede iniciar un tratamiento apropiado que frene la pérdida de capacidad pulmonar y mejore los síntomas respiratorios.

El asma bronquial es una enfermedad crónica de los bronquios que inflama y estrecha las vías respiratorias, generando periodos de dificultad respiratoria, tos, presión en el pecho y sibilancias o “pitos”. Un diagnóstico apropiado permite iniciar un tratamiento con medicamentos inhalados que reducen o eliminan dichos síntomas y evitan crisis graves. De este modo, el asma es una enfermedad controlable, pero sólo con un tratamiento adecuado y con un seguimiento médico continuado que incluya la realización de los estudios oportunos.

En definitiva, con la exploración de la capacidad pulmonar y el estudio del sistema bronquial mediante una espirometría, el análisis del óxido nítrico exhalado o la broncoscopia, todas pruebas disponibles en la Clínica Rotger, es posible realizar un diagnóstico precoz e iniciar un tratamiento efectivo para controlar las enfermedades respiratorias más habituales.